Advertisement

Tienes una maravillosa propiedad de alquiler vacacional, equipada con todos los lujos para garantizar una estancia cómoda y acogedora. Sin embargo, sigues sin recibir las reservas que tanto has estado esperando.

En lugar de sentirte satisfecho, sentarte y esperar a que empiecen a llegar las reservas, tómate un buen tiempo para pensar en lo que podrías estar haciendo mal. Puede que te cueste admitir que tienes algo de culpa, pero lo más probable es que sea fácil de resolver.

En este artículo descaradamente honesto, veremos las seis razones principales por las que nunca aumentarás las reservas en tu alquiler vacacional (a menos de que realices algunos cambios PRONTO).

1. Tu página web tiene un diseño terrible

Si no estás pensando en tu página web como en la puerta principal de tu propiedad de alquiler vacacional, estás cometiendo un grave error.

Aunque la apariencia de tu página es importante, no solamente debes preocuparte por los aspectos estéticos. Si tenemos en cuenta que cada vez más reservas de viajes se hacen desde dispositivos móviles, los usuarios saldrán en seguida de una página que no se adapte a su teléfono o tableta. Además, un tiempo de carga lento, una estructura de navegación complicada o la falta de un estilo y marca claros en la página hará que los usuarios también huyan de tu sitio web.

Nunca tendrás una segunda oportunidad para dar una primera impresión, así que no ahuyentes a los usuarios perdiendo reservas por fallos en el diseño de tu web. 

2. Nadie puede encontrarte

¿De qué sirve un diseño de página web impresionante si nadie la visita?

Muchos propietarios de alquileres vacacionales subestiman la importancia de las prácticas de SEO y otras técnicas de marketing online a la hora de atraer tráfico a sus páginas. Nunca nos cansaremos de repetir el enorme efecto que estas prácticas pueden tener.

Con esto nos referimos a un grupo específico de propietarios: aquellos que no han realizado una optimización para sus páginas web, tienen un nombre de dominio difícil de recordar (¡O incluso de escribir!) y su presencia es escasa en las redes sociales.

Cuando dejes de posponer estas cosas, te darás cuenta en seguida de lo fácil que es potenciar las visitas a tu página web y conseguir más reservas.

3. Tus anuncios en las páginas de clasificados apestan

De modo que ahora tienes una página web suficientemente decente y la has optimizado para el SEO, pero todavía no le estás prestando atención a tus anuncios en las páginas de clasificados…¡Esto no te ayudará a recibir reservas!

Escribir una simple descripción sobre tu propiedad ya no es suficiente para el huésped que valora la creatividad por encima de los servicios y la personalidad por encima del precio.

Con la tendencia a las reservas instantáneas, y la cada vez menor interacción entre los huéspedes y los propietarios antes de que el trato esté cerrado, una buena descripción sigue siendo esencial.  

Hay muchos recursos que te pueden ayudar a escribir tus descripciones en este tipo de anuncio, pero no desesperes si esto de la creatividad no es lo tuyo. Hay muchas personas y empresas especializadas que puedes contratar para que escriban por ti.

Sin embargo, las palabras no son lo único que importa. Las fotos de alta calidad son igualmente (o puede que más) importantes. La mayoría de los huéspedes no van a visitar tu casa antes de realizar la reserva, por lo que las imágenes que presentes en tu página web deben ser increíbles, ¡y por supuesto fieles!

Duplicar, triplicar o incluso cuadruplicar la cantidad de reservas que puedes recibir solamente es posible con anuncios efectivos que tengan fotografías de tu alquiler vacacional óptimas.

4. No tienes suficientes reseñas

Sin buenas reseñas, a tus reservas les tomará una eternidad dispararse.

¿Con qué frecuencia buscas recomendaciones online antes de salir a un restaurante? ¿O ver una película? ¿O incluso descargar una aplicación?

Las reseñas online lo son todo en nuestras vidas regidas por el Internet, de modo que si no tienes reseñas en tu página, nadie te va a dar su tiempo ni tampoco considerará realizar una reserva en tu propiedad de alquiler vacacional.

Las recomendaciones sólidas de huéspedes pasados que se han quedado en tu propiedad de alquiler vacacional – y que puedan validar que es tan genial (o más) como se ve en Internet – son el tipo de prueba social extremadamente importante a la hora de construir tu marca y convencer a los demás huéspedes de quedarse en tu alquiler vacacional.

Asumir el hábito de pedir a cada uno de tus huéspedes sus reseñas puede tener un efecto increíble sobre los números de tus reservas.

Ni siquiera las reseñas negativas son tan malas, y los propietarios pueden aprender lecciones valiosas de ellas siempre que sepan cómo responderlas adecuadamente.

5. Eres demasiado lento respondiendo

Todos los propietarios temen abrir su buzón de entrada después de algunos días alejados del ordenador y encontrar que han perdido una solicitud y una posible reserva porque no recibieron una notificación por la solicitud.

Pero la realidad es que esto sigue sucediendo con algunos propietarios y las reservas nunca van a crecer con esta dinámica. Si prefieres las solicitudes de reserva en lugar de reservas instantáneas por la razón que sea, deberás poner en práctica algunos procedimientos que te eviten perder alguna que otra solicitud. Lo que es seguro es que, si no respondes rápidamente, tus huéspedes no dudarán en buscar en otra parte.

Nuestro consejo: configura una respuesta automática, activa las notificaciones de correo electrónico de tu teléfono móvil, sincroniza todos tus canales de reserva para que no tengas reservas dobles, ¡y haz lo que sea necesario para no perderte ninguna reserva!

6. Tus precios están mal

Admitimos que es difícil encontrar el precio correcto. Pero cuando tus precios no son los adecuados, esto le coloca una gran cruz negra a tu propiedad de alquiler vacacional.

Si no has establecido diferentes tarifas para tu temporada alta y tu temporada baja o si no has pensado con profundidad cuál será la presentación de tus precios, podrías estar a punto de enfrentarte a la difícil realidad de no llenar tu alquiler vacacional.

Bien sea porque tus competidores tienen precios mucho más bajos, o porque tu precio pueda parecer demasiado bajo en comparación con los de los demás, podrías estar poniendo a tu propiedad (y a tus reservas) en un apuro.

Investiga y establece una estrategia sólida de precios si quieres la máxima ocupación y el tan esperado aumento de reservas.

¿Has visto? ¡Estos problemas son fáciles de arreglar! Ahora bien, si aún no tienes una página web, eso ya es un tema para otro día. Comienza realizando una prueba gratuita de 14 días con Lodgify!

Crea tu página web ahora!

¿Qué te ha parecido este artículo?
Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *