Leyendo:
¿Cómo ser un buen anfitrión turístico?

¿Cómo ser un buen anfitrión turístico?

Cuando te dedicas al alquiler vacacional, ser un buen anfitrión turístico resulta indispensable para destacar frente a tu competencia y conseguir fidelizar a tus huéspedes. La primera impresión y las comodidades recibidas durante su estancia acabarán condicionando su opinión final. Una experiencia positiva aumentará tus posibilidades de convertirles en clientes recurrentes y de conseguir reseñas positivas en Internet.

En este artículo repasaremos los aspectos más importantes a tener en cuenta si quieres convertirte en un anfitrión turístico ejemplar. ¡No te los pierdas! 

Tipos de anfitriones turísticos

Antes de entrar en detalles, es importante saber diferenciar qué tipos de anfitriones turísticos podemos encontrar. Si bien cada anfitrión es distinto, hay ciertos puntos en común que nos permiten clasificarlos. ¡Veamos!

A tiempo parcial

Los anfitriones turísticos más habituales se suelen dedicar alquiler vacacional a tiempo parcial. Son propietarios con segundas residencias, las cuales alquilan a temporadas o esporádicamente. Al fin y al cabo, son unos ingresos extras que pueden ayudar a propietarios a sacarle provecho a la vivienda durante el tiempo que no está habitada.

A tiempo completo

Este tipo de anfitriones turísticos están totalmente comprometidos con su negocio de alquileres vacacionales. Al poder dedicar todo su tiempo a ello, tienden a gestionar todos los aspectos del alojamiento, apoyándose en herramientas de gestión como un software para alquiler vacacional

Muchos propietarios empiezan a tiempo parcial, hasta que finalmente el negocio es suficientemente rentable como para dedicarle todo el tiempo. En este caso es esencial una administración lo optimizada posible para maximizar las reservas y llevar el negocio al éxito.

A distancia

Ya sea a tiempo parcial o completo, estos anfitriones turísticos gestionan su negocio de alquileres vacacionales a distancia. Con las posibilidades tecnológicas que existen actualmente, no se trata de una tarea difícil. Si como propietario te estás planteando implementar esta fo

rma de trabajo, debes tener en cuenta aspectos como la automatización del check-in y check-out, un gestor de propiedades o contar con herramientas que faciliten tu día a día. 

cómo ser un buen anfitrión turístico

Detallista

“Los pequeños detales marcan la diferencia” sería la frase perfecta para estos anfitriones turísticos. Es importante cuidar el aspecto de la vivienda – como por ejemplo, la decoración – pero también los servicios. Un buen huésped detallista siempre ofrece un pack de bienvenida con artículos personalizados para causar una buena impresión, una guía de los lugares a visitar, restaurantes donde comer y otros sitios que puedan resultar interesantes para los huéspedes.

Arriesgado

Un anfitrión turístico arriesgado tiene el objetivo de proporcionar a sus huéspedes una experiencia que no los deje indiferentes. Suelen ser muy cercanos y amigables, siempre preparados con una gran lista de actividades y excursiones de todo tipo para que los huéspedes puedan aventurarse y descubrir la zona durante su estancia.

Profesional

No queremos decir que los anteriores no sean profesionales, todo buen anfitrión turístico debe serlo. Aun así, estos propietarios siempre tendrán una perspectiva más económica del negocio. Para los anfitriones turísticos profesionales es muy importante invertir su tiempo en optimizar la gestión y los procesos a través de recursos, conocimientos y si hace falta, delegando.

Si te sientes identificado con alguno de ellos ¡déjanoslo en los comentarios al final del artículo!

Todo lo necesario para ser un buen anfitrión turístico

Estos son los requisitos mínimos para asegurar una buena experiencia alquilando. ¡Sin ellos irás directo al desastre!

Sé honesto

Asegúrate de que todo tu apartamento (o la habitación que estás alquilando) y lo que se incluye se muestran claramente al posible huésped en los anuncios de tu alquiler vacacional. Dar impresiones falsas dejará al huésped muy decepcionado y posiblemente te dedique una opinión negativa. Asegúrate de que las fotografías son de alta calidad para dar mejor impresión al huésped.

Informar a los potenciales huéspedes de todos los servicios que ofreces y normativa de la vivienda es totalmente necesario si quieres evitar conflictos en un futuro. En la descripción del anuncio, haz un listado con todos los servicios y otro con las normas de la casa. Cuando los potenciales huéspedes se encuentren con tu propiedad anunciada, estos detalles les ayudarán a tomar su decisión final.

Responde a sus necesidades

Los huéspedes pueden tener preguntas antes y durante su estancia. Como anfitrión turístico tienes que estar pendiente y asistirlos con cualquier duda que les surja. Esta es una parte importante a la hora de crear la sensación de estar en casa pero fuera de ella. 

Los huéspedes repetidores y las opiniones positivas son esenciales y suelen depender de lo comunicativo que sea el anfitrión turístico. El feedback es vital para asegurarte de que estás haciendo todo lo necesario para proporcionar una buena estancia a tus huéspedes. Cualquier información que estos puedan darte puede servirte para mejorar tus servicios de cara al futuro.

Te recomendamos que, tal y como hacen los hoteles, proporciones un formulario con preguntas que cubran los aspectos esenciales de una estancia, y pide a los huéspedes que lo completen antes de irse.

Proporciona información a los huéspedes

¿cómo ser un buen anfitrión?

Los huéspedes querrán la máxima información de entrada, para decidir lo antes posible con qué alojamiento se quedan. Como comentábamos, comunicarlo todo desde el principio también puede ahorrar sorpresas de última hora.

Explica todo aquello importante con antelación para que sepan exactamente qué esperar de tu propiedad y de ti. Puedes incluso utilizar plantillas de respuestas automáticas por correo electrónico para ahorrar tiempo. Deberías incluir información sobre el check-in y el check-out y sus horarios, y dejarles panfletos, mapas y listas de cosas que pueden hacer durante su estancia.

Asegura la limpieza de la propiedad antes del check-in

La limpieza de tu propiedad dice mucho acerca de ti como propietario. Antes de la llegada de tus huéspedes, tienes que asegurarte de que cada rincón está impoluto. Si tú mismo utilizas la propiedad durante ciertos períodos del año, asegúrate de no dejar ningún elemento personal para evitar pérdidas o daños. Los accidentes ocurren, y no querrás arruinar tu experiencia como anfitrión turístico porque algún objeto de valor sentimental se haya roto o haya desaparecido.

Piensa como el encargado de un hotel

Analiza tus propias experiencias en hoteles. ¿Qué son los servicios básicos que estos suelen ofrecer? No se requiere que traigas tu propio papel higiénico, ni las sábanas o las toallas. Utiliza esto como guía, piensa como el encargado de un hotel y asegúrate de proporcionar todos los elementos esenciales a tus huéspedes.

Prepárate para una emergencia

Puede pasarles de todo a tus huéspedes durante su estancia; puede suceder una situación de emergencia tanto en tu propiedad como en la de al lado. Tus huéspedes tendrán que saber cómo gestionarla. Prepara un plan de emergencia que les muestre qué hacer si algo sucede. Esto puede incluir, por ejemplo, un mapa de evacuación. Proporciona una lista de números de teléfono de emergencias.

Aspectos adicionales que debes considerar como anfitrión turístico

Además de todo aquello considerado básico, hay extras que puede que te interese cubrir. Este pequeño esfuerzo hará que la estancia de tus huéspedes sea más agradable y puede afectar positivamente en las opiniones que dejen sobre ti.

Un sistema automatizado de check-in

Para que una experiencia en un alquiler vacacional sea exitosa se tiene que evitar que el huésped haga cualquier tipo de esfuerzo. Incluir un proceso automatizado de check-in es un modo de hacer esta etapa más fácil para ambas partes. Por ejemplo, instalando una simple cerradura automática puedes dar acceso a tus huéspedes en cualquier momento, incluso si hay un retraso en sus vuelos o encuentran demasiado tráfico inesperado.

Ofrecer mucho más que lo básico

Además de las sábanas, toallas y el papel higiénico, piensa en otros elementos que puedas proporcionar a tus huéspedes. Si es posible, estos deberían ser propios de tu zona, para que tus huéspedes puedan crear memorias únicas. Por ejemplo, puedes dejarles una botella de vino local.

Proporcionar instrucciones

Para evitar que los huéspedes tengan que hacerte preguntas constantemente, proporcionales la mayor información posible desde el principio. Deja instrucciones para el uso de todo electrodoméstico u elemento en tu libro de bienvenida. ¡Puede que tu horno sea un completo misterio para tus visitas! Intenta anticiparte a las necesidades de tus huéspedes proporcionándoles todas aquellas instrucciones que podrían necesitar.

Errores que todo anfitrión turístico debería evitar

Evitar ciertas acciones o comportamientos que pueden ser negativos para ambas partes es muy importante. Aunque no sea intencionadamente, algo que hagas puede provocar una no tan favorable opinión, y eso no es bueno para tu negocio.

Generar falsas expectativas

Las fotografías de tu propiedad que subas a tu página web o anuncio tienen que reflejar el verdadero estado de tu alquiler vacacional. La publicidad engañosa está muy mal; tus huéspedes querrán aquello por lo que han pagado. Si no lo tienen, te bombardearán con quejas que afectarán a tu reputación y al futuro de tu negocio.

cómo ser un buen anfitrión turístico

Realizar visitas inesperadas

Aparecer en tu propiedad para recoger algo que te has dejado puede ser problemático. Hacerlo sin avisar previamente a tus huéspedes no está permitido y puede causar problemas. Para evitarlo, asegúrate de que tienes todo lo que necesitas de la propiedad antes de que tus próximos huéspedes hagan el check-in.

Ignorar a los huéspedes

Fallar en la comunicación con los huéspedes y no atender a sus necesidades puede dejarlos muy insatisfechos. Intenta asegurar que todo haya sido preparado para que los huéspedes no necesiten contactar contigo. Si por cualquier razón lo hacen, no los ignores.

Qué sacar de todo esto

Muchos de los preparativos necesarios para alquilar tu propiedad pueden parecer farragosos. Como anfitrión, recuerda pensar en los beneficios futuros. En el negocio de alquileres vacacionales la reputación del anfitrión es esencial para tener éxito: una buena imagen te traerá reseñas positivas y con ello más reservas.

Siguiendo todos los consejos mencionados conseguirás ser ¡un anfitrión maravilloso!


Autores contribuyentes

 

Roomdock es una página web para alquileres de apartamentos compartidos diseñada para satisfacer necesidades específicas de estudiantes internacionales. Como expertos en su campo, saben un par de cosas sobre alojar a huéspedes de todo el mundo.

¿Preparado para recibir más reservas directas?

Sin gastos de configuración. Sin tarjeta de crédito. Sin obligaciones. Prueba Lodgify gratis 7 días.

Más artículos
¿Cómo elegir el mejor software de alquiler vacacional?