Leyendo:
Covid-19: Protocolo de reapertura para alquileres vacacionales
Reapertura de alquileres vacacionales

Covid-19: Protocolo de reapertura para alquileres vacacionales

El Gobierno de España presentó el pasado domingo los nuevos protocolos de reapertura para alojamientos turísticos. Estos protocolos, publicados por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio, incluyen las especificaciones de servicio, limpieza y desinfección, mantenimiento y gestión del riesgo necesarias para reducir los contagios por Covid-19 en el sector turístico.

Entre los protocolos, divididos en 12 categorías, no existe una guía específica para alquileres vacacionales. No obstante, estos podrían incluirse dentro de la categoría de los ‘hoteles’, que también incluye a los apartamentos turísticos. Por su parte, los alojamientos rurales sí cuentan con una guía específica.

¿Qué incluyen estos protocolos? Básicamente, directrices y recomendaciones para minimizar los riesgos de contagio de Coronavirus de cara a la apertura del negocio. Cabe destacar que no se trata de ninguna nueva legislación. Aclarado esto, repasemos los puntos más destacados.

Requisitos generales para la gestión de riesgo

En primer lugar, el documento señala la necesidad de establecer un plan de contingencia con medidas concretas para evitar nuevos contagios. Esta evaluación de riesgos deberá realizarse antes de la reapertura del alojamiento turístico.

Además, el protocolo establece la necesidad de crear un comité para la gestión del riesgo, con representación legal de los trabajadores, cuyas funciones se ajusten a la Ley de Prevención de Riesgos Laborales. Dicho comité será el encargado de velar por la correcta implementación de las medidas recogidas en el plan de contingencia.

Comité de riesgo de Covid-19

Sin embargo, el documento no especifica cuántos miembros deben conformar este comité, ni proporciona más información sobre su proceso de creación o su potestad legal.

Por otro lado, la guía también destaca la importancia de aprovisionarse de material sanitario, como mascarillas o guantes, para garantizar la protección de los empleados y los huéspedes. De nuevo, será el comité de riesgo quien supervise su debido uso y distribución.

Si la empresa ya dispone de un Comité de Seguridad y Salud, no será necesaria la creación de un comité de riesgo, y será este quien asuma sus funciones.

Medidas generales para el entorno laboral

La distancia interpersonal es, posiblemente, el método más efectivo para prevenir contagios por Covid-19. Por ello, la guía hace especial hincapié en garantizar las distancias de seguridad de 2 metros, establecidas por el Ministerio de Sanidad dentro del entorno laboral (por ej.: oficinas).

Esto afecta tanto a la disposición de puestos de trabajo, como a la organización de circulación de personas y la distribución de espacios (mobiliario, pasillos, etc.). Asimismo, en caso de que existan turnos de trabajo, estos deberán planificarse siempre que sea posible de forma que se concentren los mismos empleados en los mismos grupos de turnos.

Reunión virtual por Coronavirus

Adicionalmente, se establecen las siguientes directrices generales:

  • Establecer un aforo máximo en vestuarios (y otras instalaciones de uso común) para garantizar que se respeten las distancias de seguridad.
  • Mantener el distanciamiento interpersonal en reuniones internas.
  • Evaluar la presencia de trabajadores de alto riesgo en el entorno laboral y determinar medidas de seguridad específicas para este personal.
  • Disponer de un termómetro sin contacto.
  • Si existe un método de control horario con contacto (huella dactilar o introducción de dígitos), asegurar su debida desinfección o buscar un método alternativo.
  • Proporcionar soluciones de higiene para los empleados, como jabón o desinfectante.
  • Proceder a la ventilación, al menos diariamente y con mayor frecuencia siempre que sea posible, de las distintas áreas del entorno laboral.

Medidas de protección para el personal

Todo el personal debe conocer el plan de contingencia elaborado por el comité de riesgo. A su vez, este último debe proporcionar información clara, inteligible y actualizada de las medidas que se implanten.

Empleada de alquiler vacacional con mascarilla

El protocolo establece que se debe evitar el saludo con contacto físico, tanto entre el personal como con los clientes, así como respetar las distancias mínimas de seguridad. En esta línea, la guía recomienda el uso de mascarillas y otros materiales de protección personal, siempre que la evaluación de riesgo lo considere oportuno.

Además, el Ministerio aconseja tirar cualquier desecho de higiene personal, así como los EPI, de forma inmediata a papeleras o contenedores habilitados y con accionamiento no manual.

Por otro lado, los protocolos remarcan la importancia de lavarse minuciosamente las manos (especialmente tras tocar superficies potencialmente contaminadas), desinfectar los objetos de uso personal (como gafas, móviles o portátiles) con una solución desinfectante y evitar al máximo compartir equipos de trabajo o dispositivos con otros empleados. 

Desinfección portátil del alquiler vacacional

Medidas informativas

Para garantizar su adecuado cumplimiento, el comité de riesgo deberá comunicar el plan de contingencia a los empleados, proveedores y clientes. También les transmitirán las medidas que les afecten directamente y que deban aplicar (ej.: uso de mascarillas, lavado de manos o distancia de seguridad).

Además, el alojamiento turístico debe informar a los huéspedes de las condiciones de servicio y las medidas de prevención de riesgo establecidas, antes de la confirmación de reserva, para su aceptación. Dentro de la propiedad, las medidas informativas deben contemplar:

  • Cartelería con las medidas preventivas implantadas en el alojamiento y las pautas a seguir por los clientes.
  • Indicación de posiciones para respetar la distancia de seguridad en zonas comunes, con marcado o medidas alternativas.
  • Información sobre los centros de asistencia sanitaria, bomberos y policía de la zona, con horarios, teléfonos de atención y ubicación.

Por último, el protocolo aconseja disponer de la cartelería también en una lengua extranjera (al menos), considerando el país de origen de los huéspedes.

Requisitos de servicio de recepción y acogida

En caso de que el alojamiento turístico disponga de servicio de recepción y/o de acogida, será fundamental cumplir con las siguientes medidas preventivas:

  • Debe determinarse el aforo máximo de la zona de recepción. No obstante, la guía no establece ningún criterio para ello. Presumiblemente, cada propiedad deberá limitar el aforo en función de sus metros cuadrados y garantizando la distancia de seguridad entre clientes y empleados (dos metros).
  • Si no puede garantizarse la distancia de seguridad, la guía recomienda la instalación de mamparas o elementos físicos para proteger al personal de recepción.
  • El área de recepción y acogida debe contar con solución desinfectante.
  • Se debe evitar compartir bolígrafos y, en su caso, desinfectar los prestados tras su uso.
  • Se debe fomentar el pago contactless, con tarjeta u otros medios electrónicos. En caso de existir contacto, debe desinfectarse el TPV tras cada uso.
  • Si hay intercambio de tarjetas o llaves, estas deberán depositarse en un recipiente con desinfectante al finalizar la estancia, o tras cada uso si se depositan en recepción.
  • Se recomienda la colocación de alfombras desinfectada en la entrada de la propiedad. 

Pago contactless con móvil en alquiler vacacional

Requisitos para las habitaciones

Los requisitos de higiene y seguridad de las habitaciones cuentan con una sección propia. El protocolo de prevención de riesgos de Covid-19 establece que:

  • Debe analizarse la reducción de textiles (incluidas alfombra) en la habitación, así como otros objetos de decoración y amenities para actuar conforme el plan de contingencia.
  • La papelera del baño debe contar con tapa, doble bolsa y accionamiento no manual.
  • Las mantas y almohadas en los armarios deben estar protegidas.
  • Si la habitación dispone de secador de pelo, este debe ser limpiado a fondo durante el relevo de huéspedes (filtro incluido).
  • Las perchas deben ser desinfectadas tras la salida de los huéspedes.
  • Se recomienda quitar la papelera de la habitación con el fin de que cualquier pañuelo, mascarilla o EPI se concentre en una única papelera con tapa (del baño), minimizando así el riesgo de transmisión del Coronavirus.

Higiene alquiler vacacional

Además de estos requisitos, los protocolos de reapertura contemplan nuevas prácticas sobre la limpieza que analizaremos en la siguiente sección.

Requisitos de limpieza y desinfección

Una exhaustiva limpieza y desinfección de la propiedad resultará fundamental para transmitir seguridad a los potenciales huéspedes en el futuro poscoronavirus. Es posible que este factor juegue un papel tanto y más importante que los descuentos para atraer a nuevos clientes a tu alojamiento turístico.

Desinfección de alquiler vacacional

Por ello, los protocolos del Ministerio establecen unas directrices muy claras para mejorar las prácticas de limpieza de tu propiedad. Veamos algunas de ellas:

  • Incrementar la frecuencia de limpieza y repasos, especialmente en las zonas de mayor contacto (superficies, pomos, lavabos, grifería, manivelas, ascensores, puertas, llaves y tarjetas de acceso, teléfonos, mandos a distancia, botón del WC, secador, control de climatización, perchas, barandillas, etc.).
  • Ventilar/airear diariamente las zonas de uso común donde haya habido clientes.
  • Utilizar siempre productos desinfectantes para limpiar superficies, como lejía, etanol o peróxido hidrógeno.
  • Los carros de limpieza, en caso de disponer, deben limpiarse y desinfectarse tras cada cambio de turno en el que se hayan utilizado.
  • La limpieza general debe realizarse en condiciones de máxima seguridad. En cuanto a la recogida de papeleras, esta debe hacerse de forma que las bolsas queden cerradas o selladas y sean trasladadas al punto de recogida de residuos.
  • Debe existir un registro de todas las limpiezas diarias realizadas.

Por último, sobre la limpieza específica de las habitaciones, el protocolo añade que se debe evitar la contaminación cruzada durante el reemplazo de toallas y ropa de camas, poniendo la ropa limpia únicamente tras la limpieza y desinfección de la habitación. 

Toallas del alquiler vacacional

Asimismo, el personal de limpieza no accederá a prestar servicio en las habitaciones sin que los clientes las hayan abandonado, excepto en circunstancias excepcionales.

Limpieza de textiles

En condiciones normales, el Coronavirus puede sobrevivir hasta dos días en telas. Por ello, es esencial proceder con extrema cautela durante la limpieza y el reemplazo de textiles.

El protocolo establece que los textiles sucios deben recogerse, meterse en una bolsa y cerrarla hasta su tratamiento en la lavandería. Se debe evitar sacudir los textiles sucios, o depositarlos en el suelo. Asimismo, tras su manipulación, el personal deberá lavarse las manos. En cuanto a la limpieza de dichos textiles, esta deberá realizarse a más de 60ºC.

Requisitos de mantenimiento

En caso de necesitar realizar tareas de mantenimiento en la propiedad, estas deberán hacerse siguiendo los protocolos establecidos en el plan de contingencia. El personal deberá emplear los medios de protección personal necesarios y, tras finalizar estos trabajos, desechar los EPIs y lavarse las manos minuciosamente.

Lavarse las manos por Coronavirus

Se debe evitar realizar tareas de mantenimiento si los huéspedes se encuentran presentes en el alojamiento o la habitación, salvo que sea estrictamente necesario. En este caso, se instará al cliente a ponerse una mascarilla y guardar la distancia mínima de seguridad de dos metros, así como a evitar cualquier contacto físico.

Por último, se revisará el sistema de aire acondicionado periódicamente, haciendo especial hincapié en la limpieza de filtros y rejillas.

Conclusión

La higiene y desinfección de los alojamientos turísticos, así como mantener las distancias de seguridad, son dos aspectos clave en los protocolos de reapertura de alquileres vacacionales para prevenir nuevos contagios por Covid-19.

No obstante, no son los únicos: dotar al personal de mascarillas, guantes y otros métodos de protección, informar a los huéspedes de las medidas implementadas y asignar responsables para garantizar su cumplimiento también será esencial.

Las recomendaciones publicadas por el Ministerio son simplemente eso: recomendaciones. Sin embargo, de su correcto cumplimiento puede depender la evolución de la pandemia y el éxito de vuestro negocio de alquiler vacacional.

¿Qué os parecen estas recomendaciones? ¿Qué medidas habéis implementado en vuestra propiedad para prevenir nuevos contagios y garantizar la seguridad de los huéspedes?

¿Preparado para recibir más reservas directas?

Sin gastos de configuración. Sin tarjeta de crédito. Sin obligaciones. Prueba Lodgify gratis 7 días.

Más artículos
¿Cómo aceptar pagos online para un alquiler vacacional?